La araña y la sueca

Un titular encontrado en eitb24:
"Una araña vivió en la oreja de una sueca durante 27 días"
Parece ser que era negra, del tamaño de una uña del pulgar, y que aprovechó el sueño de la sueca para crear su nuevo hogar. Ya se sabe que en invierno hace frío en Suecia y hay que buscar el calorcito como sea. Pero lo más sorprendente es que, después de constatar que había perdido oído y de buscar algún producto en la farmacia, la araña salió viva y continuó su camino.

Entradas relacionadas

Etiquetas: ,